Trayectoria

Caterine Maymó es una joyera formada en la Escuela de “Arts Decoratifs” de Ginebra, donde estudia diseño de joyas, gemología y alta joyería. Durante sus estudios, entre 1996 y 2000 participa en varias exposiciones locales que le permitan adquirir una valiosa experiencia en el campo de la creación y exhibición de joyas. En el año 2000, con sus estudios ya acabados, participa en el concurso Golay Buchel “La Perle au Masculin“. Más tarde, la pieza creada para esta ocasión también se mostrará en la feria de Basilea.

A partir de entonces, Catherine sigue entre 2000 y 2002, una formación superior de arte contemporáneo en el centro de arte y diseño de Barcelona, la prestigiosa Escola Massana. El 16 de junio 2002 se presenta al premio “Deutsches Goldschmiedehaus” en Hanau, Alemania. Poco después, fue finalista en el “Enjoia’t” Barcelona lo que le permitió representar a la Escola Massana en el coloquio mundial de joyería “Le bijou en Suisse” en Ginebra.

Durante el año 2003, abrió una galería llamada Espai Taller. En este lugar, decide promover jóvenes diseñadores fuera del circuito comércial habitual y, al mismo tiempo expone sus propias creaciones contemporáneas. Uno de los objetivos del “Espai Taller” es el intercambio y la cooperación entre joyeros europeos y locales, como en la exposición “Pont Aeri” en 2003 en la cual se presentaron en forma conjunta las creaciones de Särström Pernilla Estocolmo, Christine Harwart de Phforzeim y Rosa Batalla de Barcelona.

Durante ese mismo año, Catherine participa en la exposición colectiva “El Meu Món imaginari“, en la galería Alea de Barcelona y viaja a Stuttgart en representación de los jóvenes diseñadores de Barcelona durante la exposición “Designer Saturday Stuttgart“.

Durante los años siguientes se interesa en la creación de sus joyas en la yuxtaposición de elementos de diferentes naturalezas. De hecho, las colecciones de este período se caracteriza por la constante mezcla de texturas, materiales y colores, como la combinación de ganchillo, de seda o el guipure con metales preciosos como el oro y la plata.

El resultado de este trabajo de exploración será presentado al público durante las exposición “Joies y Roses” y “Joies de Tela ” de nuevo en la galería Alea en Barcelona, y también en la exposición “La Festa de Las Flors” en la galería Els Tresors de La Barca de Girona.

Después de este período dedicado a la mezcla de materiales, Catherine Maymó inicia una reflexión sobre el tema de la supervivencia, con motivo de la exposición “Medalles Contra La Guerra” de nuevo en la galería Alea. Para este evento presenta una medalla militar formada por un salvavidas de plata. Irónicamente, durante la exposición itinerante del mismo nombre que visitará varias ciudades de los Estados Unidos, la pieza única llegará en 2005 a Nueva Orleans, donde se perderá para siempre durante las inundaciones causadas por huracán… Katrina …

Catherine usará esta historia tragicómica para perfeccionar su proceso creativo dedicado a la supervivencia. Ahora, para ella, la supervivencia debe entenderse como “sentir su cuerpo vivo a través del placer y del dolor.”

Esta última reflexión le inspirará en una nueva colección de joyas de ganchillo en la cual cada pieza será acompaña con un breve pasaje de su visión personal del popular cuento de Charles Perrault, la Bella Durmiente. De hecho, Catherine encuentra en esta famosa fábula el antagonismo entre el placer y el dolor propio a su tema de supervivencia.

De esta percepción del cuento nacerá una colección de joyas con una fuerte dualidad: en primer lugar creaciones causantes de placer carnal como anillos de perlas que, cuando se introducen, masajean gratamente el dedo o pendientes de plumas que una vez puestos acarician deliciosamente el cuello; en segundo lugar, joyerías que arañan, de formas frías y arrugadas que sugieren el dolor.

Más allá de las numerosas colecciones que Catherine Maymó presentó durante su joven carrera, sigue siendo una joyera con experiencia tanto en la creación de piezas únicas de metales preciosos y piedras preciosas como adaptando al gusto de hoy en día joyas antiguas. Estas piezas, a menudo heredadas, que sus clientes le encomiendan regularmente, se transforman y modifican para darles un aspecto moderno sin quitar su valioso valor sentimental.

Actualmente comparte un estudio con otro joyero y relojero en la zona histórica y prestigiosa del Born de Barcelona. Esta área de las más artísticas de la ciudad es un lugar de contrastes entre sus calles medievales y el carácter moderno de sus galerías muy populares. En resumen, un área probablemente a la imagen de las creaciones que propone Catherine Maymó.

Suscríbete a la Newsletter !

info@catherinemaymo.com
C/ Blai, 28 – 08004 – Barcelona
+34 665.845.748